Tintín y el secreto del unicornio


Descubrí tarde a Tintín, quizás porque en mi casa no había chicos (somos tres hermanas) y se suponía que a las mujeres no nos debía gustar algo así. Además, Tintín era periodista y esa era la carrera que no me dejaban estudiar. Así que bastante tiempo después leí los cómics en inglés, cuando encontré la colección entera a muy buen precio en una librería de segunda mano, en Londres . Me enamoré de ese chaval tan listo que siempre andaba por el mundo en una aventura tras otra. Los policías Hernández y Fernández me hacían reír. Quería tener un perro como Milú. Y, sobre todo, quedé prendada del capitán Haddock: tierno, divertido, bueno y abrazable.

No sé si ésto le pasa a todo el mundo, pero cuando llevan a la pantalla grande algo que me gusta mucho me invade el nerviosismo y la expectación es mayor, tal vez temo que la versión cinematográfica me defraude. Afortunadamente, Spielberg es garantía de buen hacer y he gozado viendo a los personajes de Hergé y metiéndome en la piel del reportero rubio. Ha valido la pena dejarme llevar y disfrutar de esa felicidad. He sido niña otra vez.

Anuncios

14 Respuestas a “Tintín y el secreto del unicornio

  1. Si uno no se pone en casa el uniforme de tintinófilo irredento, entonces va a pasar uno de los mejores ratos que se puedan comprar por 7 euros. Éste es un Tintín pasado por el modelo de Indiana Jones, con unos planos magníficamente rodados (el abordaje pirata, la huida por la ciudad árabe…). A veces la trama es un poco confusa, pero qué nos importa. Supongo que esa línea tan clara y lineal no se respeta. Ni falta que hace. Aquí hay gran cine, diversión sin medida y detención del tiempo. ¿Es poco?

    • De poco nada. Es lo que pedimos cuando vamos al cine: sumergirnos, evadirnos, ser otro, vivir pasiones y aventuras…
      Todo me pareció magnífico: los muñecos, la música, la acción trepidante, los detalles.
      La volvería a ver, sin dudarlo.¿Se nota mucho que soy fan de Spielberg?

  2. Viendo el corto que has subido, completamente de acuerdo con Atticus. Promete hacer pasar una rato divertido, sin embargo, si los pronósticos son acertados, en lugar de detener tiempo, creo que este, pasará en un suspiro, como lo hace siempre que nos lo estamos pasando bien. Nada estraño: el tiempo es relativo y subjetivo.

  3. tomo nota, estaba esperando alguna opinión respecto a la peli, la verdad, me daba cierto reparo ir a verla, por la credibilidad, pero ya veo que te metes en la historia naturalmente. mola.

    • Pues yo leía Ásterix y Obelix, poco más. Algo de Corto Maltés, que le pillaba a mis primos. En mi casa los cómics no estaban bien vistos, no era propio de señoritas. En cambio, si era libro, se aceptaba y así fui descubriendo cosas, aunque algunos títulos los forraba o los leía en inglés…
      Hazañas bélicas, con padre militar, ya tenía yo a diario…En fin.

  4. Juan acabó siendo periodista, es verdad. No se me había ocurrido relacionarlo. Aunque, para mí, será siempre el profesor de español en El Cairo.
    Pues, niña, es CrisC. ¿Y por qué no se lo preguntas directamente a él?: tengo su blog enlazado, además.
    ¡Buen finde!!!!

  5. Mis primeras lecturas de Tintin and company se remontan a 4º y 5º de Primaria,con sor Patrocinio de tutora,donde podíamos disfrutar de su lectura en clase.Se a ciencia cierta que ahí nació mi afición a la lectura.Luego,en 6º ya teníamos acceso a la biblioteca del colegio con las aventuras de Mujercitas,Robinson Crusoe,Los cinco….¡Que tiempos aquellos!.Yo pasaba las horas con un libro entre las manos,pero claro, no había Nintendo,Internet,¨móvil,30 canales de tv……
    Por supuesto que ya he visto la película junto a mis hij@s, ya que ellos también han disfrutado de sus aventuras en papel.

  6. Si fuésemos niñas en esta época, también estaríamos enganchadas a esos aparatillos, seguro.
    ¡Qué bien, no te prohibieron los cómics!. Yo, en cambio, los tuve prohibidos en casa y en el cole: mis monjas eran más estrictas,
    Yo también la vi con mis hijos y un par de amigos de ellos. Pero fueron a regañadientes, porque dicen que con 15 años no quieren nada de niños (aunque luego les encantó a los cuatro!!!!). Me parece que mis tiempos de ir acompañada de los gemelos al cine se han acabado…urggggggg

deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s