14 Respuestas a “

  1. Buenas tardes… Esta tragedia mundial,
    tomar como objetos a víctimas inocentes,
    liberarlos es enseñarles desde pequeños,
    como defenderse de los abusos y todas sus formas.

  2. Se los marca de por vida y hay gente que cree que es mejor callar. A gritar. A gritar juntos, los niños y las niñas deberían ser los únicos seres sagrados en nuestras religiones.

  3. Todos los días deberían respetarse todo tipo de derechos. Y si es de los niños, que no tienen los mismos recursos que un adulto, más.
    No tiene mucho que ver, pero el otro día estaba pensando que la especie humana es rara. En ella cabe un comportamiento totalmente insensible y su contrario: los abandonadores de perros (algo que nunca entenderé…será que consideran a los perros como objetos?) y los que crean protectoras, por ejemplo (a mí no se me habría ocurrido recoger perros abandonados, a no ser que hubieran sido torturados por el ser humano, no me parecen seres tan desvalidos…los voluntarios de las protectoras son personas realmente sensibles). “De todo hay, en la viña del señor”…y quiero pensar que hay más sensibles que de lo otro.

  4. No sabéis cuánto me gustaría no tener que poner aquí días como éstos, pero el número de niños abusados sexual, física y psicológicamente sigue siendo escalofriante. ¿En qué sociedad vivimos en las que se usa como objeto a víctimas inocentes, como señala Garsil cuando, como dice Vicky, deberían ser sagrados?
    Efectivamente, Daiquiri, la especie humana es capaz de todo lo extremo: lo mejor y lo peor; en ésto que hoy se trata de concienciar no hay adjetivos para calificarlo.
    Os dejo un par de enlaces, de campañas contra los malos tratos psíquicos y sobre las secuelas del abuso en los pequeños
    :http://www.youtube.com/watch?v=UQ9G_tJWuPk

    Pd: bienvenido, Garsil, un saludo. Ahora me pasaré un ratito por tu blog, para conocerlo.

  5. Casualmente, hoy es el día del niño. Este tema, sin embargo, ni se mencionará. Si giramos la cabeza para otro lado, porque no nos gusta y nos produce repelús, ¿cómo vamos a lograr erradicarlo?

    • Abusar de un niño es algo tan inconcebible que nuestra mente humana no puede aceptarlo. Por éso es preferible no saber, no nombrarlo, hacer como que no existe. Pero hay víctimas, y son niños. A ellos hay que enseñarles a protegerse y a los adultos hay que concienciarlos para que denuncien. Ojalá lo que no podamos admitir no existiese, pero la realidad no es así. Por desgracia.

    • No sé si acabará algún día. El mal, al igual que el bien, es inherente a la naturaleza humana. Pero creo que una sociedad consciente del daño terrible e irreparable que se le hace a un niño tal vez sea una sociedad capaz de, si no erradicarlo, reducirlo al máximo.
      Abrazote

  6. Los trágicos griegos, que todo lo supieron de la naturaleza humana -ahí están Edipo, Filoctetes o Medea, por sólo citar unos pocos ejemplos-, no se atrevieron a poner en escena el abuso infantil.

    El abuso de un niño se ubica muchas veces en una tenebrosa cadena en la que el abusador es y fue víctima, y el abusado es y puede llegar a serlo.

    Desconozco las etiologías profundas -me son inimaginables- que pueden llevar a una persona aparentemente normal, y normal en el resto de los ámbitos de su vida, a abusar de un niño.

    Y a veces de sus propios hijos. Hay que estar mal, muy mal. O ser un canalla.

    Ni se me ocurre cómo puede prevenirse algo así, ya que sucede en el inviolable -qué paradoja- domicilio. En mis momentos más neandertales sería capaz de arrancarle los huevos a un tipo así y hacérselos comer; en mis momentos más racionales, veo a una víctima tornado en verdugo y haciendo negra pedagogía para la conversión futura de la víctima en un nuevo verdugo.

    Es una triste lección de la psicología y la Historia.

    Sólo de pasada se me ha ocurrido que quizás una forma de prevención sea la prevenir a la madre de la criatura y pareja del agresor. Pero…, claro, ¿cómo podría una mujer enamorada de un hombre sospechar que puede albergar un monstruo en su interior?

    Y se me viene al caletre que quizás correspondería a la escuela -sí, una tarea más, por si no tuvieran pocas- “testar” protocolariamente, del mismo modo que se ponen vacunas, a las criaturas para diagnosticar la posibilidad de un abuso.

    Algo en estos niños abusados tiene que manifestarse en su comportamiento. Y debe ser posible captar los síntomas. Debe serlo.

  7. Totalmente de acuerdo en todo lo que dices, incluso en la reacción neardental.
    La escuela no puede sola, tiene que ser también una escuela de padres y social. Pero se puede abrir los ojos a todos. Y ayudar a los niños que no sean tan pequeños a defenderse. Por desgracia a los muy chicos, no.
    Sí, hay maneras de percibir qué niño ha sido abusado: el comportamiento lo delata. Hacer públicas estas actuaciones para que todos las conozcan y que los que estén en contacto con niños puedan estar alertas y percibirlas enseguida para actuar lo antes posible.

deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s